Páginas vistas la semana pasada

lunes, 11 de abril de 2011

CONOZCAN ACERCA DE LA ENFERMEDAD PERIODONTAL

LAS ENFERMEDADES ...DE LOS DIENTES

Las enfermedades que afectan al periodonto, tejido fibroso que rodea la raíz de los dientes fijándola al hueso de la mandíbula y a la encía, se caracterizan por pasar durante la mayor parte de su existencia desapercibidas para quien las sufre. Y el gran problema que acarrea esta condición es que, si no existen medidas preventivas y de autodiagnóstico, cuando sus síntomas se hacen evidentes ya es probable que existan piezas dentales muy comprometidas con la infección, corriendo el peligro de perderlas.

foto 1.jpg

Según estudios realizados en Santiago por la Organización Mundial de la Salud, la prevalencia de las enfermedades periodontales es altísima en individuos mayores de 35 años. En el segmento entre esta edad y los 44 años, un porcentaje cercano al 99% padece algún grado de estas enfermedades. En las personas de la tercera y cuarta edad (60 a 80 años y 80 años y más, respectivamente) el estudio encontró en el 100% del universo estudiado la presencia de las enfermedades periodontales.



El periodonto

Del latín peri (alrededor) y odons (diente), el periodonto es el conjunto de tejidos que soportan los dientes, posibilitando que éstos permanezcan firmes y fijos en su lugar, además de servir de sostén que amortigua la carga del diente.

Este sistema funcional está compuesto por la encía, cemento radicular, ligamento periodontal y hueso alveolar.
  • La encía es una membrana mucosa muy resistente que cubre interiormente las mandíbulas y protege la dentadura.
  • El cemento radicular es un tejido duro similar al hueso que rodea la superficie externa de la raíz del diente y es a donde se fijan uno de los extremos de los ligamentos periodontales.
  • El ligamento periodontal es un tejido conectivo en forma de red que sostiene y une el diente al hueso alveolar.
  • El hueso alveolar es la estructura de los maxilares que aloja a los alveolos, lugar donde se ubican las raíces de los dientes. Es un hueso fino y compacto que presenta diminutas perforaciones por donde pasan los vasos sanguíneos, linfáticos y nervios de las piezas dentales.


Cuando este sistema se ve atacado por infecciones producidas por la flora bacteriana que habita en el sistema bucodental, la llamada placa bacteriana convertida en sarro que afecta tanto sobre los dientes como sobre y debajo de la encía, se generan las enfermedades periodontales: gingivitis y periodontitis, que comienzan su desarrollo en la unión entre la encía y las piezas dentales, lugar donde existe un surco poco profundo en forma de V llamado surco gingival que separa ambas estructuras. Mientras la infección avanza y se dañan los tejidos, este surco va aumentando su profundidad generando más espacio para las bacterias, adquiriendo el nombre clínico de bolsa periodontal.



enfer_periodon_ADA_figura_1.jpg
Lugar de contagio que genera las enfermedades periodontales. Ilustración gentileza de la American Dental Association – ADA.

foto 2.jpg
La acumulación de sarro (placa bacteriana sólida debido a su mineralización) posibilita el ataque de las bacterias al sistema periodontal. Fotografía gentileza de http://www.periodoncista-pr.com.




Las enfermedades periodontales

Al ser enfermedades de largo desarrollo, estas patologías son las causantes de casi la totalidad de las pérdidas dentales de pacientes adultos mayores. Al afectar la estructura que une el diente a los maxilares provoca que la pieza afectada se suelte y eventualmente pueda caerse. La génesis de ellas puede comenzar a una edad temprana y desarrollarse durante hasta 30 años, siendo el desconocimiento para detectarlas, la poca importancia que se le atribuye a la salud bucal dentro de la salud general, los hábitos de higiene oral erróneamente ejecutados y las cada vez más aisladas visitas a control odontológico las principales razones que fundamentan su existencia generalizada e inadvertida por tantos años.

Dependiendo del estado de avance de esta infección, la especialidad que la aborda, llamada periodontología la clasificó en gingivitis y periodontitis, ambas con distintos grados de desarrollo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada